sábado, 28 de julio de 2012

Carbonizado el buitre negro en Las Hurdes


Aegypius monachus







El incendio de esta semana en la comarca cacereña de Las Hurdes ha acabado con la colonia de buitres negros que se había establecido en la zona, el fuego a carbonizado cuatro pollos que aun permanecían en sus nidos además de 11 plataformas vacías que también han sido pasto de las llamas.























 El incendio supone el fin del hábitat para el buitre negro además de otras especies de interés.


 La zona estaba propuesta para incorporarse a la Red Natura 2000 como ampliación de una Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA).











Hace 100 años Las Hurdes eran un paraíso ecológico con angostos montes cubiertos por una vegetación  autóctona de bosque mediterráneo, (el mismo que hoy en día protegemos en el Parque Nacional  y Reserva de la Biosfera de Monfragüe) con varios arroyos y ríos de aguas cristalinas y por supuesto con la gran variedad de fauna que este ecosistema conlleva.











Debido a lo angosto del terreno, la falta de comunicaciones y el escaso suelo útil para la agricultura, la pobreza era la característica de sus habitantes, la vida diaria de sus pobladores era bastante difícil y de subsistencia pero ni más ni menos que cualquier otra comarca española de similares características.
Después de la guerra civil Franco puso en marcha un plan de desarrollo para luchar contra esa pobreza basado en la repoblación forestal de grandes masas de pinares destruyendo por consiguiente su vegetación autóctona.  Los jornales que estos trabajos proporcionaron a los hurdanos ayudaron a paliar el hambre y frenan la emigración pero acabaron con un ecosistema propicio para el pastoreo y la apicultura, los dos principales sectores de la economía hurdana.
Pese a la buena acogida entre los hurdanos no tarda en descubrirse el poco efecto de riqueza que estos pinares generan en la comarca. Crece, como nunca, la despoblación y los incendios forestales comienzan a arrasar Las Hurdes.
El descomunal incendio del año 2009 asesto un golpe casi definitivo a los pocos  pinares quedaban y que el incendio de esta semana se ha encargado de rematar.

Estos incendios siempre han sido intencionados, pero nunca se identifica los culpables. Aunque no hay que descartar al pirómano enfermo lo cierto es que existen intereses a tener en cuenta; la madera de un bosque quemado es más rentable económicamente para las madereras sin escrúpulos pues se extrae con más facilidad y se adquiere a menor costo y al final se coloca en el mercado igualmente aunque pueda cambiar ligeramente su uso. También algunos terrenos una vez desforestados se plantan de árboles frutales, olivos principalmente y algunos cerezos.
No entiendan en mis palabras acusaciones, son solamente hechos.
En definitiva que con todos estos cambios tan bruscos en la fisonomía de la comarca se pierde más de lo que se gana y por descontado que el medio ambiente (del que nosotros formamos parte) siempre sale perdiendo.

 Sirvan estas fotos como recuerdo y adios al buitre negro hurdano.






La Sociedad Española de Ornitología (SEO/BirdLife)  declaro al buitre negro Ave del Año en 2010.

5 comentarios:

  1. Me encanta la entrada que has hecho. No sólo tiene buenas fotos sino contenido. un saludo

    ResponderEliminar
  2. Bella entrada y triste a la vez, Jesús, y por supuesto grandes fotos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Bella entrada y triste a la vez, Jesús; y por supuesto grandes fotos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Hola

    En realidad todavía quedan en las Hurdes unas 30 parejas más de buitres negros.

    salud

    José Ruiz

    ResponderEliminar
  5. Jesús: muy buen blog y un contenido de verdad interesante. Una fatalidad lo de la colonia de buitres de las Hurdes. Ya van muchas este verano que parece no tener fin. Fotazas de buitre en carroña, a "güevo". Has perfeccionado el asunto hasta el más difícil todavía y los resultados son espléndidos. Enhorabuena también por la web. Un abrazo.

    ResponderEliminar